Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias mediante el análisis de tus hábitos de navegación. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de Cookies.

¿Cómo reparar la oxidación y el anclaje de las bisagras?
06-07-2016 09:11

Pregunta

¿Cómo reparar la oxidación y el anclaje de las bisagras?

Respuesta

 Las bisagras de las puertas subren a lo largo de su vida una serie de envejecimientos que provoca que sea necesario su cambio. Es por ello que en este post te enseñamos cómo reparar la oxidación y el anclaje de las bisagras.

 bisagra-oxidacion.jpg

¿Cuáles son las reparaciones a problemas comunes de bisagras?

Ante todo, lo primero es diferenciar entre bisagra y pernio. Respecto a las bisagras, los problemas más comunes son principalmente dos:

  • Que se oxide la bisagra
  • Que el anclaje de la bisagra se haya dado de sí

1. Bisagra oxidada

Un aspecto marrón con polvillo es un síntoma de oxidación de la bisagra. Suele ocurrir en ambientes húmedos o donde se hayan producido vapores de productos químicos.

 Para evitar cambiar la bisagra, se tiene que limpiar bien, quitando con una lija o un cepillo todos los residuos oxidados. Luego, se aplica un producto desoxidante cuyo objetivo es quitar el óxido. A continuación, es recomendable aplicar un barniz transparente antioxidante. Existen también productos que transforman el óxido en un protector. Son eficaces porque ahorran el lijado, pero igualmente la bisagra se tiene que barnizar.

Para prevenir la oxidación de las bisagras, conviene cerrar bien las botellas de productos químicos, especialmente las de salfuman que se almacenan en los armarios, y evitar la humedad ambiente.

2. Anclaje dado de sí

Cuando el tornillo se mueve dentro del agujero, la bisagra ya no se sujeta bien y la puerta se va descolgando. La solución para este tipo de incidencias consiste en quitar el tornillo, limpiar bien el agujero, y rellenarlo con una barrita de relleno epoxi. Estas barritas llevan dos componentes que se amasan entre sí y se introducen en el agujero. En seguida, se atornilla el tornillo y en pocos minutos la masilla endurece, dejando la bisagra de nuevo fija en su sitio.

Con estos consejos se pueden solucionar el 90% de los problemas de las bisagras. Si tienes alguna duda, puedes realizar una consulta en nuestro Foro o dejar un comentario en este post. Si has arreglado o cambiado las bisagras de tus muebles, puedes compartirlo en nuestra sección de Proyectos.

Usuarios más populares

Ver el ranking de esta semana

¿Qué encontrarás en la Comunidad?

  • Más de 20.000 usuarios registrados
  • Más de 50.000 imágenes para inspirarte
  • Más de 2.000 dudas resueltas

Regístrate en la Comunidad

¿Ya estás registrado?