Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias mediante el análisis de tus hábitos de navegación. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de Cookies.

¿Qué nutrientes necesita un suelo de cultivo?
30-08-2017 11:28

Pregunta

¿Qué nutrientes necesita un suelo de cultivo?

Respuesta

Los terrenos de cultivo requieren una serie de nutrientes, minerales y elementos que se captan de la tierra y del aire. Son indispensables para las plantas hortícolas u otros sembrados, por lo que es aconsejable conocer qué nutrientes necesita un suelo de cultivo. Los básicos son: nitrógeno, potasio, fósforo, azufre, calcio, hierro y magnesio. Unos son más importantes que otros en función de los vegetales de los que se trate.

nutrientes suelo cultivo 2.jpg

¿Qué nutrientes necesita un suelo de cultivo?

Antes de llevar a cabo el cultivo, lo más importante es conocer el tipo de suelo y cuáles son las características de las plantas. Así sabes si tienes que aportar nutrientes o si, por el contrario, hay excesos que pueden darte problemas en la cosecha. Ten en cuenta también aspectos como el momento del ciclo de vida en el que se encuentra la planta, la humedad del terreno, el pH o la actividad bacteriana de la tierra. Estos rasgos pueden influir en la correcta absorción de los nutrientes del suelo.

1. Magnesio. Si los suelos son pobres en calcio, hay exceso de magnesio, las raíces se dañan y las hojas se deforman y se secan. Si hay carencia de este elemento, las hojas se decoloran en la zona del nervio y el borde, aparecen manchas moradas, se caen con facilidad y se pierden. Es uno de los nutrientes esenciales de la clorofila y aporta resistencia a la planta ante las adversidades del tiempo.

2. Potasio. Un exceso puede hacer que la planta no absorba otros nutrientes importantes como el boro, el calcio, el hierro, el magnesio y el zinc. Si el suelo tiene carencia de potasio, las hojas muestran manchas claras, se enrollan y se secan, la planta crece mucho más despacio, los tallos son finos, las raíces son escasas, los frutos no tienen el color que les corresponde y su sabor es ácido. El potasio favorece el desarrollo de la raíz y hace que la planta sea más resistente frente a las adversidades climatológicas, las plagas y las enfermedades. Además, incrementa el peso del fruto, que es más rico en agua y azúcar.

nutrientes suelo cultivo.jpg

3. Nitrógeno. Debido al exceso, las hojas adquieren un color verde oscuro, las raíces no se desarrollan bien, el follaje no es muy abundante, los frutos tardan en madurar y la planta se vuelve proclive a las plagas. En caso de déficit de nitrógeno, la planta sufre debilidad general, las hojas tienen bordes morados y naranjas, se quedan rígidas y no crecen todo lo que deberían. También nacen menos flores y la cosecha es de baja calidad.

4. Fósforo. En exceso, este elemento inhibe la absorción de hierro. Su carencia conlleva que el follaje y las raíces se desarrollen menos de lo normal y que dé menos semillas. El fósforo influye en la floración de la planta, así como en la fructificación y la maduración de los frutos, aporta consistencia a la planta y forma parte de la fotosíntesis. Por eso influye también en la calidad y el número de semillas que produce.

5. Azufre. Es muy poco probable tener exceso de azufre en el terreno. La carencia hace que la planta crezca menos, que las puntas se sequen y que la hoja se decolore de manera gradual. Se trata de uno de los nutrientes que participan en la formación de la clorofila y aporta enzimas y proteínas. También tiene efectos sobre el desarrollo del fruto.

6. Calcio. Influye en el desarrollo general de la planta y la dureza de los tejidos, favorece el desarrollo de las raíces y de los frutos. Si hay un exceso de calcio, surgen dificultades para absorber cobre, potasio y zinc. En caso de carencia, la planta crece poco y las hojas presentan las puntas secas y se enrollan sobre sí mismas.

7. Hierro. Al igual que sucede con el azufre, es raro que haya exceso de hierro. Sin embargo, la carencia puede limitar el desarrollo de la planta, algo que es común en suelos alcalinos, salinos y calcáreos. Es un nutriente que forma parte de la clorofila.

Conocer los nutrientes en los que es rico el terreno y los que le faltan, permite interpretar qué significan los cambios de tonalidad de las plantas, por ejemplo. Si tienes alguna duda acerca de qué nutrientes necesita un suelo de cultivo, pregunta en el Foro de Jardinería. También puedes compartir tus experiencias con sembrados en la sección de Proyectos.

Usuarios más populares

Ver el ranking de esta semana

¿Qué encontrarás en la Comunidad?

  • Más de 20.000 usuarios registrados
  • Más de 50.000 imágenes para inspirarte
  • Más de 2.000 dudas resueltas

Regístrate en la Comunidad

¿Ya estás registrado?