Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias mediante el análisis de tus hábitos de navegación. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de Cookies.

¿Cómo limpiar brochas de pintura?
19-01-2016 15:55

Una vez terminado el trabajo de pintura, debemos proceder, a la mayor brevedad posible, a la limpieza de los utensilios que hemos utilizado si queremos que nos duren muchos usos.

 

 

Si por cualquier motivo no puedes realizar la tarea de limpieza en el momento, puedes envolver las brochas en film transparente de cocina para evitar el secado y endurecimiento de la pintura, y continuar con su limpieza algo más tarde. También puedes dejarlos sumergidos en agua o en disolvente dependiendo del tipo de pintura que hayas utilizado.

 

Ambos trucos son un recurso temporal, en caso de que los vayas a volver a utilizar en breve, o no puedas realizar su limpieza en ese mismo momento, pero no lo uses como solución a largo plazo ya que tanto las brochas, como los rodillos, se deteriorarán irreversiblemente. Por eso te contamos cómo limpiar las brochas de pintura. 

 

  • Primero debemos sumergirlos en el diluyente de la pintura que hayamos utilizado, esto es agua, en el caso de la pintura plástica o pintura al agua, y aguarrás disolvente universal o trementina, en el caso de esmaltes y óleos. Al sumergirlos, debemos de estrujar repetidas veces hasta apreciar que la pintura se ha desprendido totalmente de la raíz de las cerdas.
  • Una vez hayamos retirado los restos visibles de pintura, sumergiremos los utensilios en una solución de agua jabonosa. Cualquier jabón neutro es apto, pero el de pastilla es de mayor eficacia debido a su densidad.
  • Frota, aclara y escurre repetidas veces hasta que no quede resto alguno de pintura ni color en el agua al estrujar. Después aclara con abundante agua para acabar de eliminar los posibles restos de jabón.
  • Escurre bien el agua y pon a secar en un sitio ventilado. Lo ideal es que queden colgados para que las cerdas de la brocha no se deformen mientras se secan.

Si eres de los que pinta con cierta asiduidad, te interesará saber que existen en el mercado algunos rodillos con funda extraíble para facilitar la limpieza del mismo.

 

 

Si tienes alguna duda no dudes en consultarnos, o también puedes abrir un tema nuevo en el Foro de Decoración de la Comunidad Leroy Merlin.

Usuarios más populares

Ver el ranking de esta semana

¿Qué encontrarás en la Comunidad?

  • Más de 20.000 usuarios registrados
  • Más de 50.000 imágenes para inspirarte
  • Más de 2.000 dudas resueltas

Regístrate en la Comunidad

¿Ya estás registrado?