Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias mediante el análisis de tus hábitos de navegación. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de Cookies.

Cambios para cocinar con ganas
04-09-2016 21:53
Autor:
llum

La cocina de mi casa estaba ya algo vieja y deteriorada, así que pensé en renovarla hace unos meses cambiándole las puertas y los frentes de los cajones. Me acerqué a mi tienda Leroy Merlin más cercana y las puertas que me gustaron no pegaban con los azulejos de mi cocina, así que, preguntando un poco, decidí cambiar también el revestimiento de las paredes.

Viendo videos y preguntando cambié los azulejos de la parte de la bancada (sólo los que se ven) y en la pared de enfrente preferí empapelar con un papel que me gustó mucho y que creo es bastante acertado con la decoración.  Es uno que imita el bambú marrón. 

También cambié la bancada poniéndo la que venden de madera maciza. 

Primero desmonté los muebles de la parte superior y quité los azulejos de esa pared y de las paredes de los laterales.

Después rellené con mortero los huecos que quedan entre los pegotes de cemento antiguo y dejé fraguar.

Al día siguiente coloqué los azulejos nuevos con cemento cola preparado, que es bastante rápido aunque un poco más caro.

Ya que estaba, en la parte de arriba coloqué pladur para tapar el tubo del estractor. y le puse suelo nuevo vinílico.

 

Para cambiar la bancada, quité la encimera y el fregadero y la arranqué de la pared (estaba pegada y atornillada con escuadras). Como no tenía una herramienta que pudiera cortar esa madera maciza me acerqué al sevicio de alquiler de máquinaria de Leroy Merlín y alquilé una sierra de calar muy potente. El fregadero antiguo no dejaba mucho espacio de bancada para cocinar, así que compré uno redondo más pequeño con el que gané bastante espacio de bancada. 

Con la sierra de calar hice los agujeros para colocar la encimera y el fregadero y puse la bancada encima de los muebles atornillándola a ellos. Puse silicona en las juntas con los azulejos y para el copete usé unos listones de madera que teñí con tinte en color roble.

Por último cambié las puertas que es lo más fácil.

 

La pared de enfrente a esta bancada la empapelé con papel pintado efecto bambú. Para ello primero tuve que rellenar las juntas entre azulejos y echar una imprimación al azulejo para poder poner la cola del papel.

Como necesitaba más espacio para almacenar y no tenía sitio para colocar el microondas,  con un trozo de bancada que me había sobrado hice una minibancada en la parte de enfrente redondeando las esquinas con la caladora. Y en la parte superior, con dos tableros de madera blanca que me cortaron en servicorte y dos puertas a juego con las de enfrente hice dos "cascos altos" con puerta abatible.

 

Después de todo esto, le he ido añadiendo complementos como el botellero o la cesta para la hortalizas que me gustaría mejorar.

 

Lo que me ha resultado más difícil?... rellenar las juntas entre azulejos. También era la primera vez. 

Lo más fácil? (no cuento poner las puertas)... poner los azulejos. Con el cemento preparado es muy fácil y rápido. También empapelar no me ha resultado difícil. El truco es preparar bien la pared.

 

Y esto es todo. La cocina parece otra!!!

 

 

 

 El antesEl antes
El despuésEl despuésEL despuésEL despuésPoniendo morteroPoniendo morteroLa pared con morteroLa pared con morteroLos azulejosLos azulejos

 

1 Comentario
SoniaHM
Aprendiz de Bronce

Jo, te ha quedado genial!!!

Usuarios más populares

Ver el ranking de esta semana

¿Qué encontrarás en la Comunidad?

  • Más de 20.000 usuarios registrados
  • Más de 50.000 imágenes para inspirarte
  • Más de 2.000 dudas resueltas

Regístrate en la Comunidad

¿Ya estás registrado?