Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias mediante el análisis de tus hábitos de navegación. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de Cookies.

Así fue nuestro taller de revestimiento de pared
03-03-2017 17:32
Autor:

En el taller de revestimiento de pared que celebramos el sábado 25 de febrero en Leroy Merlin Gijón, aprendimos de la mano de nuestro compañero Xavi cómo cambiar el aspecto de nuestras paredes. 

Lo primero que hicimos fue hablar de los tipos de revestimiento según el material, estilo y forma de colocación. Por supuesto, hicimos un inventario del material que habríamos de necesitar para la instalación concreta de cada uno de ellos. Nada como detallar estos puntos pormenorizadamente para perder el miedo que pudiéramos tener a acometer una obra de este tipo. Y a juzgar por la interacción de nuestros asistentes, parece que lo conseguimos.

20170225_122455.jpg

Los revestimientos de pared pueden ser de dos tipos: rastrelados o adhesivos. Ambos podrás instalarlos tú mismo, aunque la primera modalidad puede resultar un poquito más laboriosa que la otra. Es importante que en primer lugar eches un vistazo al abanico de posibilidades en cuanto a revestimiento de pared que tienes a tu disposición, para que también en función del estilo, o de la facilidad de colocación, elijas uno u otro. Aquí tienes los tipos de revestimiento más usuales.

Para poder hacer tu obra de un tirón y sin interrupciones es muy importante que dispongas de todos los materiales y herramientas necesarias para llevarla a cabo. Aquí tienes la lista:

Empezaremos por hablar de los revestimientos rastrelados, o como lo llamó nuestro compañero, el friso de toda la vida. Te dejo un paso a paso para que puedas seguirlo:

  1. Revisa la pared donde vas a colocar el friso. Si es un lugar húmedo, es recomendable consultar con un especialista para su tratamiento, pero si no se trata de una humedad excesiva, podrías poner un protector antihumedad para que tenga mayor efecto la colocación del friso. Lo ideal es instalarlo en habitaciones secas.
  2. Marca la pared con un taladro. Comienza por el techo y una esquina si es que vas a cubrir el paño de pared completo. Recuerda que también puedes cubrir solo de la mitad de la pared hacia abajo. De hecho, es una opción muy utilizada combinar pared revestida con pared pintada o empapelada.
  3. Fija los rastreles sobre los que luego vas a colocar el friso. Primero a la pared con tornillos y clavos, dejando medio centímetro de grosor para poder luego colocar una esquinera.
  4. Coloca los rastreles hacia abajo hasta cubrir el total de la pared.
  5. Es el momento del aislante térmico si fuera necesario.
  6. Encaja las lamas de friso machihembrándolas.
  7. Ahora necesitarás las grapas y clavos que vienen en la caja. Coloca el clip o grapa en el rastrel y luego clávalo. Así vas juntando varias lamas y cubriendo la pared, pero dejando al final un hueco para poder poner los junquillos.
  8. En la zona baja puedes poner un zócalo con masilla si te parece más estético. Depende de tu gusto

revestimiento gijón.jpg

Continuamos con el revestimiento adhesivo. Esta modalidad de friso es las más sencilla de colocar y se corta muy fácilmente con un cúter. Si el revestimiento rastrelado te ha parecido un poco complicado, no dudes: esta es tu opción.

La principal ventaja de este material, además de la facilidad de instalación, es que es muy resistente, no se raya, y además se puede colocar en todos los lugares de la casa ya que aguanta bien la humedad por lo que es ideal para baños, cocinas o incluso garajes. Para su limpieza, pasar una esponja o paño es suficiente.

20170225_125225.jpg

Dentro de la modalidad de revestimientos adhesivos, hay dos opciónes según el material: el revestimiento adhesivo de PVC y el revestimiento adhesivo de vinilo.
El revestimiento adhesivo de PVC es un conjunto de láminas adhesivas machihembradas que se va pegando a la pared y se van encajando entre ellas. Para cortarlas en caso de que las lamas sean largas, solo tienes que marcarlas con una regla y luego cortar con un cúter.

Cada friso especifica un tipo de junquillos recomendados para los remates, al igual que una masilla al uso para pegar estos junquillos. Te aconsejo ceñirte a los materiales propuestos por cada fabricante para garantizar un resultado perfecto. La instalación de este revestimiento aporta el valor añadido de la rapidez: en 30 minutos puedes tener lista una habitación.
El revestimiento adhesivo de vinilo cuenta con la ventaja de una excelente fijación, ya que es muy difícil que se despegue bajo ninguna circunstancia, pero por el mismo motivo, añade la dificultad de que debes ser muy preciso y meticuloso a la hora de pegarlo, ya que una vez fijado te será imposible rectificar.

Fíjate que este tipo de friso presenta en su reverso unas pegatinas con agujeros que hay que cubrir con la masilla recomendada por el fabricante, para una vez cubiertos, levantar la pegatina y proceder al pegado sobre la pared. No olvides hacerlo siempre de arriba a abajo porque una vez pegado, no podrás despegarlo ya. Para garantizar una sujeción definitiva, puedes ayudarte de un martillo con el que aplicarás unos golpecitos. Si sobra un poco de material, lo podrás cortar muy fácilmente con un cúter.

colage 2.jpg

Para terminar y ofrecerte todas las opciones posibles, hablamos también de unos paneles decorativos para pared de colocación muy sencilla y cuyo valor añadido consiste en que pueden pintarse, barnizarse o decorarse de la manera que prefiramos. Es decir, que además de revestir la pared, decorarás los paneles con el color, estilo o acabado que más te defina, te guste o se ajuste al tipo de decoración que tengas en la estancia. Se trata, eso sí, de la opción menos económica de las tres.

Si quieres ampliar la información que te acabo de contar, puedes visitar nuestra Bricopedia, llena de respuestas que pueden ayudarte con las dudas más frecuentes. También te invito a visitar la sección de proyectos, el lugar de la Comunidad donde puedes encontrar inspiración para llevar a cabo tu obra. Finalmente, te ofrecemos esta serie de artículos sobre este tema, que pensamos pueden serte de utilidad:

No olvides visitar el calendario de talleres de nuestra tienda en la web. Estamos seguros de que en la lista está ese que estabas esperando hace tiempo. Inscríbete ya mismo aquí, ya que las plazas son limitadas. Te esperamos muy pronto en Leroy Merlin Gijón!

Próximos talleres

Dinos cuál es la tienda más cercana y te mostramos más talleres:

Ver más

¿Qué encontrarás en la Comunidad?

  • Más de 20.000 usuarios registrados
  • Más de 50.000 imágenes para inspirarte
  • Más de 2.000 dudas resueltas

Regístrate en la Comunidad

¿Ya estás registrado?