Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias mediante el análisis de tus hábitos de navegación. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de Cookies.

Aprendimos sobre iluminación para dentro y fuera del hogar
30-06-2017 11:58
Autor:

El pasado 24 de junio, en Leroy Merlin Oviedo, se realizó un taller sobre iluminación dentro y fuera del hogar. Patricia, nuestra vendedora de la sección de iluminación, ofreció una visión global para intentar aclarar conceptos nuevos y en muchas ocasiones poco claros,  respondiendo a las dudas y preguntas de los asistentes.

Si no pudiste asistir, te invito a que leas este post en el que te resumo todas las claves.

IMG_20170627_215712.jpg

¿Sabías que la luz provoca efectos en nuestro organismo? "Todo aquello que hacemos y percibimos tiene efectos en nosotros y no podemos escapar de ello, ya que se halla siempre presente en nuestras vidas", decía Donald Norman.

Efectivamente, los efectos biológicos de la luz se consideran un importante motor para la sincronización del ritmo biológico: ciclo del sueño, cambios físicos, estado de ánimo, etc. Y esa luz incluye la eléctrica.

Para impartir el taller, Patricia decidió hacer un recorrido detallado por los pasillos de la sección, no solo para mostrar la extensa gama de productos innovadores que continuamente están saliendo al mercado, sino también para que nuestros asistentes pudieran comprobar in situ su funcionamiento y características reales gracias a las exposiciones desarrolladas en los lineales de la sección.

Como punto de partida, por ser el más importante, nos situamos en el pasillo de las bombillas. Podemos hablar de diferentes tipos de bombillas: halógenas o incandescentes, de bajo consumo, fluorescentes y LED.

Las fabricación de bombillas incandescentes está prohibida desde 2012 y son las bombillas LED las últimas en el escalón evolutivo y las que más futuro tienen, así que nos centraremos en ellas.

Los lúmenes son una unidad de flujo luminoso. El watio es una medida de consumo eléctrico y unidad de potencia. Existe una relación entre la electricidad consumida por una antigua bombilla halógena y la cantidad de luz emitida por ella. Así que podemos, a efectos prácticos, establecer una equivalencias entre los watios indicados en una bombilla incandescente y los lúmenes de una bombilla LED:

  • Una bombilla incandescente de 100 w equivale a unos 1400 lúmenes de una bombilla LED.     
  • Una bombilla incandescente de 75 w equivale a unos 970 lúmenes de una bombilla LED.
  • Una bombilla incandescente de 60 w equivale a unos 750 lúmenes de una bombilla LED.
  • Una bombilla incandescente de 40 w equivale a unos 400 lúmenes de una bombilla LED.

Son muchas las ventajas que nos proporcionan las bombillas LED:

  • Menor consumo, suponen un ahorro energético de hasta un 90% con respecto a la bombilla tradicional.
  • Vida útil mucho más larga, unos 15 años de media.
  • Alta capacidad lumínica y una buena calidad de luz.
  • No calientan.
  • Mayor versatilidad a la hora de combinar distintas potencias lumínicas con distintos tamaños de portalámparas o casquillos.

Un aspecto importante a tener en cuenta es el ángulo de apertura, este va a determinar su funcionalidad. Con ángulos de apertura grandes (300º - 360º) se reparte más homogeneamente la luz, pero se reduce mucho su intensidad en la parte más alejada. Por tanto, si los techos son muy altos será conveniente elegir ángulos de apertura más cerrados. Con ángulos de apertura cerrados (inferior a 150º) se iluminan zonas más concretas y se concentra la intensidad luminosa en lo que se llama efecto "linterna o foco".

p.jpg

El color o tonalidad de la luz que emite la bombilla también determinará su ubicación, pues nos puede causar una u otra sensación. Habitualmente hablamos de tres grupos de bombillas en función del color:

  • Cálida. Equivale a la luz amarillenta que emitían las bombillas incandescentes y focos halógenos. Es un color que reduce el estrés, por lo que es recomendable su uso en estancias de la casa que inviten al relax, como el dormitorio y el salón.
  • Neutra. Es la luz más natural y aunque se puede poner en cualquier espacio, su uso es muy habitual en clínicas, despachos...
  • Blanco frío. Genera una mayor percepción de luminosidad para una misma intensidad. Es una luz que nos ayuda a mantenernos despiertos y espabilados, y se usa en baños, cocinas y lugares de trabajo que requieran mayor actividad y concentración.

La llegada y desarrollo de la tecnología LED ha permitido diversificar enormemente la tipología del producto e incorporar avances y particularidades que se ajusten mejor a nuestras necesidades:

  • Bombilla con sensor crepúscular. Se conecta a la red eléctrica, es decir, no es solar, pero tiene un sistema de encendido y apagado autónomo en función de la cantidad de luz solar.
  • Bombilla con sensor de movimiento. 

m.jpg

  • Bombillas inteligentes 3 en 1 con tonalidad o color de luz regulable mediante el accionamiento sucesivo del interruptor, pudiendo crear un ambiente perfecto para cada ocasión:

o.jpg

ñ.jpg

Un aspecto importante es saber elegir y planificar el tipo de iluminación en función del espacio que tendremos y la función y la actividad que se desarrollará en ese espacio. No es lo mismo iluminar el entorno de trabajo de una empresa, un restaurante... que un salón o una recepción. Como tampoco lo es un espacio exterior de uno interior. La iluminación es un concepto básico en la decoración, y en lineas generales, lo principal es contar con diferentes puntos de luz.

  • En los salones con una bombilla de led de luz cálida conseguirás una iluminación ambiental muy acogedora. Además, es conveniente situar otros puntos de luz, por ejemplo al lado del sofá, para proporcionar una luz directa de lectura.
  • En el dormitorio, lo ideal es que coloques una lámpara de techo que ilumine toda la habitación, pero nunca sobre la cama, dos lámparas pequeñas a ambos lados de la cama como luz ambiental o luz de lectura y lámparas de pie.
  • En el cuarto de baño conviene tener una iluminación general, en este caso más parecida a la luz natural, es decir, más fría, proporcionada por plafones o focos. Ilumina la zona del espejo con más intensidad.
  • En las zonas de paso como escaleras y pasillos, como duran mucho y consumen muy poco, las bombillas led son la solución ideal en apliques para aquellas luces que por su función de guía y de “quitamiedos” no se apagan nunca. Mejor opta por tonos cálidos.

 

IMG_20170627_215525.jpg

  • En la cocina las bombillas con luz natural o fría son las mejores para cocinar con comodidad. Conviene reforzar la iluminación en la zona de trabajo poniendo focos empotrados en los muebles bajo los que cocines.
  • Para las zonas de exteriores siempre has de utilizar luz cálida, pues la fría provoca contaminación lumínica perjudicando de manera notable a las aves y las plantas. Los led son muy resistentes: soportan la humedad, las altas temperaturas y las vibraciones. De ahí su utilidad en fachadas, jardines y todo tipo de iluminación exterior. Para elegirlas tienes que tener en cuenta el estándar IP (International Protection).

IMG_20170627_215848.jpg

Espero que te haya sido de utilidad. Si tienes cualquier duda, puedes dejar un comentario en este post o abrir un nuevo hilo de conversación en nuestros Foros, consultar nuestra Bricopedia o inspirarte mirando nuestros Blogs. Anímate a participar en nuestros eventos, puedes consultar todos los que realizamos en la web de Leroy Merlin Oviedo o en nuestra sección de Talleres. ¡Te esperamos!

Próximos talleres

Dinos cuál es la tienda más cercana y te mostramos más talleres:

Ver más

¿Qué encontrarás en la Comunidad?

  • Más de 20.000 usuarios registrados
  • Más de 50.000 imágenes para inspirarte
  • Más de 2.000 dudas resueltas

Regístrate en la Comunidad

¿Ya estás registrado?