Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias mediante el análisis de tus hábitos de navegación. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de Cookies.

Así fue el taller de mantenimiento de mobiliario de jardín
24-05-2017 13:56
Autor:

El pasado sábado 20 de mayo, en Leroy Merlin Barakaldo, dimos unos consejos para ayudar a mantener el mobiliario del jardín. Cuando pase la temporada te será muy útil saber qué hacer con tus muebles de exterior y cómo realizarlo.

taller mobiliario de jardin cuidado.jpg

Ya has hecho lo más difícil, decidirte por el mobiliario adecuado para tu jardín. Ahora, con unos pequeños consejos, podrás protegerlo al máximo para seguir disfrutando de tu pequeño resort temporada tras temporada. Además, limpiando y tratando los materiales de forma correcta, conseguirás que no se deterioren a causa de la exposición al sol, la humedad, el frío y calor extremo. Y en el caso de la madera, por el ataque de hongos e insectos.

Si no tienes un porche, puedes utilizar un toldo o pérgola para que estén a cubierto y se mantengan en perfecto estado durante más tiempo.

Toldos

Al instalar un toldo proteges tu vivienda del exceso de calor, y una ventaja importante es el ahorro de energía, evitando aumentar el gasto de climatización. Hay varios tipos de toldos y dependiendo del espacio a cubrir, puedes elegir uno para balcón, de capota o de brazo articulado. Este último es acertado para cubrir los muebles del jardín, y por las medidas no te preocupes, porque se pueden hacer a medida.

Lo más importante a la hora de elegir un buen toldo es el tejido, pueden ser:

  • Poliéster: es económico pero muy básico. A la larga sus colores se degradan y duran menos.
  • Acrílico: filtra el 80% de los rayos ultravioleta. Resiste muy bien los desgarros, la humedad y el viento, y los colores no se degradan.
  • Microperforado: filtra el 94% de los rayos ultravioleta y tiene muy buena ventilación, lo que permite que salga el aire caliente acumulado bajo la tela y se reduzca la temperatura. En este tipo de tela tampoco se degradan los colores y, además, es la más completa.

Pérgolas

La otra opción para proteger los muebles son las pérgolas. Hay de dos materiales:

  • Pérgola metálica: puede estar fabricada en acero o en aluminio, y a veces un combinado de ambos materiales.
  • Pérgola de madera: las macizas pueden ser de pino o abeto. Suelen estar preparadas para el exterior con tratamientos autoclave para evitar los insectos y hongos. Puedes optar también por una de madera laminada, que es más resistente y estable que la madera maciza y gracias a ello, pueden ser más grandes y con perfiles más gruesos.

pergola.jpg

Para mantener tus muebles en perfecto estado y protegerlos mientras no los usas, es recomendable que los cubras con fundas protectoras. Además, déjalos sobre pavimento si es posible, ya que sobre césped o tierra pueden verse afectados por la humedad. Y si tienes un cobertizo o caseta, lo ideal sería guardar tu mobiliario dentro.

Por otro lado, es importante que hagas un mantenimiento periódico. Y dependiendo del material del que estén hechos los muebles, tendrás que actuar de una u otra forma. A continuación te indico lo que debes de tener en cuenta:

  • Lubrica las bisagras y mecanismos metálicos una vez al año.
  • Mejora la impermeabilidad de tu toldo, sombrillas, sillas o tumbonas con un apresto en espray.
  • Si tus muebles son de aluminio no requerirán mantenimiento y los puedes limpiar fácilmente con agua y un detergente neutro. Además, es resistente a los efectos del clima, el cloro y no se oxida.
  • El mobiliario de acero inoxidable es muy resistente al óxido, pero el cloro y otros químicos pueden hacer que le salgan pequeñas marcas, sobre todo en zonas costeras, donde el mar está cerca, o donde hay gran contaminación. Tendrás que limpiarlo asiduamente con agua y algún producto específico, y frotarlo con un pulidor.
  • En el caso de que tengas muebles de ratán sintético tienes que saber que su mantenimiento es fácil, solo tendrás que cepillarlos con una mezcla de agua y jabón neutro. Después los puedes aclarar con una manguera.
  • Si son de fibras naturales serán algo más sensibles, por lo que tendrás que procurar secarlos lo antes posible si se mojan. Para evitar su deterioro puedes aplicar barniz en las fibras y usar unas gotas de amoníaco para limpiarlo.
  • Y si se tratan de muebles de madera, es conveniente tratarlos con protectores, barnices y aceite de teca para mantenerlos libres del ataque de hongos e insectos xilófagos y con la hidratación necesaria para evitar que se agrieten.

muebles de jardin lm.jpg

Si no quieres perderte otro taller, puedes apuntarte en la sección de talleres de nuestra tienda. Y recuerda, cualquier duda que tengas háznoslo saber en los Foros.

Próximos talleres

Dinos cuál es la tienda más cercana y te mostramos más talleres:

Ver más

¿Qué encontrarás en la Comunidad?

  • Más de 20.000 usuarios registrados
  • Más de 50.000 imágenes para inspirarte
  • Más de 2.000 dudas resueltas

Regístrate en la Comunidad

¿Ya estás registrado?