Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias mediante el análisis de tus hábitos de navegación. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de Cookies.

Así fue nuestro taller infantil de sostenibilidad
06-06-2017 15:47
Autor:

El pasado sábado 3 de junio, se llevó a cabo en nuestra tienda Leroy Merlin de Marratxí el taller de sostenibilidad, en el que enseñamos a los más pequeños de la casa la importancia del reciclaje y del consumo responsable de agua y energía para cuidar y preservar el medio ambiente.

Nuestro compañero Agustín fue quien se encargó de impartir el taller, cuyo objetivo era que los niños aprendieran unas pautas muy sencillas para ahorrar agua y energía en su casa.

Taller sostenibilidad.jpg

Comenzó hablando del ahorro que se consigue con gestos tan simples como cerrar el grifo mientras nos estamos cepillando los dientes o darnos una ducha en vez de un baño. Después, les mostró algunos objetos que ayudan a consumir menos agua: aireadores para grifos y cisternas con doble pulsador, en el que uno de los botones emplea únicamente la mitad del agua que hay en una cisterna de 6 litros de capacidad.

El especialista animó a los niños a que calcularan la cantidad de agua diaria que consumiría una familia de 4 miembros en la que cada uno descarga la cisterna 5 veces al día. En este sentido, Edu demostró sus habilidades matemáticas y dio la respuesta correcta: 120 litros. O, dicho de una manera más gráfica, 60 botellas de 2 litros de un refresco de cola.

Seguidamente, Agustín dio unos consejos para reducir el consumo energético:

  • Apaga las luces cuando sales de una habitación.
  • Cierra puertas y ventanas cuando pongas la calefacción o el aire acondicionado.
  • Apaga la consola cuando hayas terminado de jugar.
  • Desconecta los cargadores cuando no esté enchufado el móvil, la tableta, etc.

Para hacer comprender de una manera más visual el segundo ejemplo, nuestro experto hizo inflar unos globos a los participantes. Les explicó que cada globo inflado representaba la calefacción de casa y que, para inflarlo, debían gastar tiempo y energía. Les invitó a que dejasen escapar un poco de aire de los globos. Esto, decía, equivalía a abrir una ventana de una habitación donde estuviera puesta la calefacción.

Después, les pidió que soltasen todo el aire de los globos, con lo que se desinflaron totalmente, es decir, lo mismo que ocurre cuando se abre la puerta en una vivienda caldeada: todo el calor se pierde. Entonces les preguntó qué tendrían que hacer si quisieran calentar de nuevo la habitación. Los niños sabían la respuesta: ¡estar todo el tiempo inflando los globos! Entre risas, rechazaron esta posibilidad.

Inflado de globos.jpg

A continuación, nuestro compañero mostró a los niños tres tipos diferentes de bombillas: incandescente, de bajo consumo y LED, conectadas a unos medidores de consumo con el objeto de enseñarles cuál es la que menos consume. Pudieron comprobar que el ganador era la bombilla LED, aunque lo que más les llamó la atención fue que no quemaba al tacto.

Bombilla led no quema.jpg

Para terminar, nuestro experto les propuso construir un pequeño huerto empleando botellas de plástico para enseñarles lo fácil que es reciclar objetos de uso cotidiano. Lo hicieron así:

1. Con unas tijeras, corta las botellas por la mitad. Como es difícil hacerlo con la botella en su forma original, Agustín les enseñó un truco: aplasta las botellas hasta que queden planas y, solo entonces, corta. A los niños les encantó este truco y comprobaron que, efectivamente, así el corte era mucho más fácil.

Cortar botellas para huerto.jpg

2. Coge la parte superior de la botella y grápala a la madera después de devolverla a su forma original.

3. Coloca el tapón en la botella y hazle un agujero con ayuda de un taladro. De este modo, en caso de que hubiese exceso de agua, esta podrá salir por abajo evitando que se pudra la planta.

4. En la parte posterior de la madera, coloca unas hembrillas y pásale una cuerda, que servirá para poder colgar el huerto.

5. Rellena la botella con substrato.

6. Planta unas semillas. En el taller pusieron de zanahoria.

Plantar semillas 2.jpg

Agustín personalizó cada huerto con los nombres de los niños, se los entregó y permitió que cada uno regara el suyo.

Foto grupo.jpg

Si no pudiste asistir al taller y quieres comentar algo, puedes hacerlo abriendo un nuevo tema en nuestro Foro. Y si estás interesado en nuestros próximos talleres, puedes mantenerte informado en el apartado de Talleres de Marratxí de nuestra Comunidad.

3 Comentarios
MCAPO
Aprendiz de Oro

Además de estos Talleres de Sostenibilidad en tienda, también los estamos impartiendo en colegios.

Ya llevamos desde la tienda de Marratxí la formación en 5 colegios y 465 niñ@s formados.

Un éxito total....y seguimos!!!

Animador

Enhorabuena por el taller! Seguro que los peques de casa han aprendido la importancia del ahorro en los hogares y la importancia de su aportación para contribuir a un hogar sostenible.

maillo
Aprendiz de Bronce

enhorabuena gran trabajo con los peques.

felicidades a todos los que lo haceis posible.

Próximos talleres

Dinos cuál es la tienda más cercana y te mostramos más talleres:

Ver más

¿Qué encontrarás en la Comunidad?

  • Más de 20.000 usuarios registrados
  • Más de 50.000 imágenes para inspirarte
  • Más de 2.000 dudas resueltas

Regístrate en la Comunidad

¿Ya estás registrado?